El desarrollo sostenible constituye la piedra angular de los objetivos planteados por las Naciones Unidas de cara al año 2030. El OIJ, firme en su compromiso con el protagonismo de las personas jóvenes como actores imprescindibles del desarrollo iberoamericano, plantea la conexión entre la Agenda 2030 y las acciones y políticas de juventud que se llevan adelante en los 21 países miembros de la comunidad iberoamericana.

En este sentido, el Pacto Juventud 2030 es el resultado de la vinculación de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) con los 24 acuerdos del Pacto Iberoamericano, a través de la pertinencia temática, el análisis de incidencia y los propósitos estratégicos del OIJ.

Por tanto, Pacto Juventud 2030 comunica resultados de políticas de juventud e incide en decisiones públicas, suma iniciativas nacionales y locales a los programas internacionales del Organismo y fomenta acciones inéditas en diferentes ámbitos relacionados con el desarrollo juvenil.

Seguimos avanzando para ampliar las oportunidades de desarrollo y bienestar en Iberoamérica.